Recomendar esta página en:

Camino de Santiago

Brisa Infinita

Información, leyenda y libros.

 

                                                                                                    Libros del Camino de Santiago

Camino de Santiago: Vía de la Plata

por Francisco J. Relloso

Guía del Camino por la Vía de la Plata (Sevilla-Santiago de Compostela) basada en la experiencia personal del autor. Especialmente dirigida a los amantes de la naturaleza, el arte y la cultura, y especialmente a los aficionados al senderismo y grandes marchas. 

 

Camino de Santiago Mozárabe de Málaga-Córdoba-Mérida

por Bernabé Ramírez

Esta guía básica contiene una lista de hoteles, hostales, alojamientos, restaurantes y otros negocios cuando los hay y no hay refugios, porque muchos peregrinos piensan que el Camino Mozárabe es como el Camino de Santiago Francés y no es así, y en Muchas ciudades en la ruta pueden no tener albergues. Y cuando la fatiga hace mella, lo que el cuerpo quiere es descansar, comer y dormir. El Camino de Santiago Mozárabe no tiene nada que ver con el Camino de Santiago Francés, ni existen los mismos servicios, ni son similares.

Leyendas del Camino de Santiago 

por Juan García Atienza

Las leyendas y mitos sobre el Camino de Santiago han perdurado en el tiempo y han conservado la esencia de un mensaje oculto, de asombrosos milagros o fantásticos relatos mágicos, a menudo con el disfraz de sencillas historias. 

 

 

Camino de Santiago en BTT

por Juan Menéndez Granados

Una guía eminentemente práctica pensada en exclusiva para el cicloperegrino, donde tendrás toda la información sobre la ciclabilidad de la vía, mapas, distancias parciales y totales, perfiles altimétricos, así como toda la información práctica referente a servicios y alojamientos.

 

 

El Camino de Santiago a pie

por Paco Nadal

Cada una de las 36 etapas en que está organizada la guía ofrece información práctica que incluye: mapas de cada recorrido, perfil de altitud y descripción de los lugares.

 

 

 

El Camino de Santiago de cerca (Lonely Planet)

por Edurne Baz Uriart y Virginia uzal García

Información detalla desde Pamplona hasta Santiago de Compostela

 

El Camino Mozárabe a Santiago

por Jorge Sánchez

EL CAMINO MOZÁRABE A SANTIAGO de Salamanca a Compostela nos descubre un peregrinaje entrañable por tierras de Castilla y Galicia, que es ignorado por la mayoría de los peregrinos, los cuales se concentran masivamente a lo largo del denominado "Camino Francés". 

 

Camino de Santiago: Manual de instrucciones

por Sergio Soto

¿Por qué te puede interesar este libro?.. Una de las cosas que me vuelven loco en esta vida es el Camino. Fui por primera vez en 2004, y hasta el día de hoy son cerca de diez las veces que he vuelto a él. Llevaba tiempo pensando en escribir sobre el Camino, pero no acababa de dar con la tecla.

Déjate de tonterías y haz Camino de Santiago

por Cristina Hortal

No se me ocurre mucha gente a la que no le recomendaría encarecidamente recorrer el Camino de Santiago. Independientemente de edad, condición física y situación personal, vivir esta experiencia es posible y recomendable para casi todo el mundo.

El Camino Francés en bicicleta (bici:map) por Valeria Horvath Mardones y Bernard Datcharry Tournois

Para peregrinos ciclistas, el recorrido francés en bicicleta.

 

 

 

 

 

 

El Camino Francés en bicicleta (bici:map) por Valeria Horvath Mardones y Bernard Datcharry Tournois

Para peregrinos ciclistas, el recorrido francés en bicicleta.

 

Guía del Camino de Santiago Mozárabe de Málaga

Renovada el 6 de Septiembre de 2.017. Nuevos albergues creados en la senda. Nueva información en cada tramo. Revisión de servicios y hosteles donde no hay albergues. Guía del Camino de Santiago Mozárabe de Málaga, pasando por Córdoba hasta Mérida, más de 800 km de recorrido por Andalucía hasta Extremadura, para desembocar en la Vía de la Plata procedente de Sevilla.
En este libro damos prioridad a las necesidades personales del peregrino, que son la preparación física y psicológica, y ya en el camino descanso y aprovisionamiento, es decir, albergues, hostales u hoteles, y restaurantes o tiendas.
Como miembro de la Asociación Jacobea de Málaga, aprendí cuán duro puede ser el Camino en Andalucía para los peregrinos. Ahora no estoy en la asociación, pero volveré pronto.
Por lo tanto, esta guía básica contiene una lista de hoteles, hostales, alojamientos, restaurantes y otros negocios cuando los hay y no hay refugios, porque muchos peregrinos piensan que el Camino Mozárabe es como el Camino de Santiago Francés y no es así, y en Muchas ciudades en la ruta pueden no tener albergues. Y cuando la fatiga hace mella, lo que el cuerpo quiere es descansar, comer y dormir. El Camino de Santiago Mozárabe no tiene nada que ver con el Camino de Santiago Francés, ni existen los mismos servicios, ni son similares.
¡Buen camino, peregrino!           
Amazon 14,89 €

 

Guide of the Camino de Santiago Mozarabic from Málaga 

Guide of the Camino de Santiago Mozarabic from Malaga, going through Cordoba to Merida, more than 800 km journey through Andalusia to Extremadura, to empty into the Vía de la Plata that comes from Seville.
In this book we give priority to the personal needs of the pilgrim, which are the physical and psychological preparation, and already on the Path rest and provisioning, that is, hostels, hostels or hotels, and restaurants or shops.
As a member of the Jacobean Association of Malaga, I learned how hard the Camino can be in Andalusia for pilgrims. Now I am not in the association but I will be back soon.
Therefore, this basic guide contains a list of hotels, hostels, accommodation, restaurants and other businesses when there are and there are no shelters, because many pilgrims think that the Camino Mozarabic is like the Camino de Santiago Francés and it is not like that, and in Many towns on the route may not have hostels. And when fatigue makes a dent, what the body wants is to rest, eat and sleep. The Camino de Santiago Mozárabe has nothing to do with the Camino de Santiago Francés, nor are there the same services, nor are they similar.
Good Way, Pilgrim!         
Amazon 19,40 €

 

 

Cómo corrí el Camino de Santiago, autobiografía de un atleta

Relato de aventura de cómo corrí y dónde entrené para hacer el Camino de Santiago corriendo desde lo pirineos del Valle de Chistau pasando por Aínsa, Torla, Biescas, Sabiñánigo, Jaca, Berdún, Undués de Lerda, Javier, Sangüesa, hasta Puente La Reina pasando por Candanchú desde Francia y desde Saint Jean Pied de Port hasta Santiago, Finisterre y Muxía.

Contiene tablas y rítmos cardíacos además de una relación de hoteles del Valle de Chistau y las sendas por las que entrené para llegar a los collados superiores a 2.000 metros de altitud.

todo sin machaques y sin esfuerzos espartanos, con inteligencia, teoría y práctica.

 

 Venta en Amazon   Tapa blanda  5,10 €   Kindle 2,65 €

 

Cómo hacer El Camino De Santiago 

 

Para hacer el Camino de Santiago lo primero que hace falta es aptitud. Después prepararse físicamente andando por las pistas en el monte empezando por andar un par de horas subiendo y bajando cuestas para ir aumentando el tiempo y el recorrido cada semana paulatinamente. 

La preparación física nos ayuda a una preparación psicológica importante para no abandonar a los pocos días aquejados de todo tipo de dolores musculares los cuales harán que desertemos de nuestro objetivo.

Con esto ya te he comunicado una parte importante de lo que un principio llamé aptitud. 

Ahora para meterte ánimos te contaré que en el Camino de Santiago disfruté muchísimo mi espiritualidad personal sin importarme nada más. Ni me importó la lluvia ni me importó la nieve cuando lo hice en invierno, ni tuve miedo de las ventiscas en los meses del más crudo invierno del año 1999 que nada tuvo que ver con mi recorrido del año anterior durante el mes de agosto de 1998. 

Yo amo la naturaleza, y desde mi adolescencia soy un viajero de la intemperie, solitario y respetuoso amante de la naturaleza y la espiritualidad interior, aunque cuando hice el Camino por entonces ya tenía cerca de 40 años y llevaba la friolera de 25 años casi sin pasar por casa, atravesando cadenas montañosas en los crudos inviernos lo mismo que en los veranos y viviendo en cualquier sitio bajo el cielo. Hasta que se me ocurrió realizar el Camino de Santiago.                                       

Es responsabilidad de los buenos peregrinos no dejar basuras ni desperdicios en la Senda, ni ninguna huella que rompa la magia espiritual.  Las etapas hay que hacerlas sin machaques, sin llegar al límite del rendimiento, sino guardando fuerzas para el día siguiente.                                                                          

La experiencia de recorrer más de 1250 kms. con mis enseres en la espalda con lo básico, es algo que recomiendo a aquellas personas capaces que deseen una gran aventura en su vida que rompa con el maleficio de lo cotidiano, porque no tiene paragón disfrutar del contacto con la naturaleza y con nuestra propia naturaleza. 

 

Los que consideren que una preparación Física para hacer el Camino de Santiago es muy importante no deberían obviarlo ni hacer caso de cuentos ni batallitas de ciertos "peregrinos".  No hay nada como estar preparado física y mentalmente y haber entrenado para ello algunos meses con distancias menores por el paseo marítimo de tu ciudad y un gran recorrido de 4 o 5 horas los fines de semana por el monte subiendo y bajando cuestas por una pista forestal lo bastante ancha para ir tranquilos mirando la belleza de los paisajes.

Una aventura de estas características, como la del Camino de Santiago, implica un alto porcentaje de sensibilidad. También no es lo mismo hacerlo solo que acompañado.

 

Andar durante algunas horas un número importante kilómetros tiene implicaciones en nuestro organismo. Cada etapa puede tener entre 20 - 25 kms y hay que andar como si fuese un entrenamiento suave y no como si fuese una competición. No hay que abusar y lo sabemos. Y también hay que alimentarse bien y beber muchos líquidos.

El alcohol es mejor dejarlo para el final de etapa, cuando ya acudimos a comer a un restaurante tras haber acabado la etapa y ducharnos. 

 

En la mochila tu equipaje

El equipaje hay que llevarlo en una mochila apta de no más de 20 litros. 

En las pensiones, a solas, yo no dormía bien, necesitaba relacionarme y compartir, y esto sólo lo logré durmiendo en los albergues. 

La gente deja los albergues muy sucios con muchas litronas, pero si un albergue estaba sucio, yo lo friego y lo dejo limpio y punto. No me gustan los albergues sucios ni los peregrinos que lo dejan todo perdido de basura.

 

¿Mejor acompañado que solo?...

Todos somos viajeros del alba, si no vamos al mismo ritmo nos citamos más adelante y seguimos en contacto. Para concentrarse en hacer kilómetros cada uno va a su ritmo. 

 

Trayectos del Camino de Santiago por carretera

Hay trayectos del Camino que se hacen por carretera, procura que se te vea bien, ve siempre por el lado izquierdo. La ropa actual ya viene con reflectantes y otras ayudas por si  andas por la noche en los tránsitos de carreteras. Muchas personas suelen salir para sus travesías muy temprano.

Las mochilas actuales llevan todo tipo de reflectantes y vienen adaptadas para la práctica nocturna, pero nunca viene mal reflectantes de ayuda si se sabe que la que llevamos es insuficiente.

 

Prendas de recambio

En el Camino de Santiago el tiempo cambia mucho, la intemperie es amiga de los fuertes por naturaleza, por esto ser fuerte quiere decir ir preparado para las circunstancias, con ropa de recambio sólo preciso y necesario que puedas llevar en la espalda sin perjudicarte.

Los cientos de kilómetros de Camino de Santiago hay que saber qué llevarse y no llevarse más de la cuenta, porque lo que no se usa termina molestando.

Más abajo pongo una idea de equipaje fabricados con materiales idóneos, pero con el tiempo los materiales han mejorado muchísimo y hoy existen otros materiales con altas prestaciones y menos pesados. 

 

Las ampollas y las rozaduras

El secreto de por qué salen las ampollas viene del mal calzado, calzado nuevo o calzado demasiado ajustado. Dentro del calzado los pies tienen que estar libres y los dedos poder moverse con las botas puestas.  Los pies no tienen que ir enlatados.

Mucha gente se echa ungüentos como vaselina y otras cosas que hacen sudar los pies, lo que no es apto. 

 

                                                                                        Buen Camino, Peregrino

 

                                                                                                                         Bernabé Ramírez

 ¿Qué llevar en la mochila?..    

En verano

Un saco de dormir, tres camisetas de manga corta + una de manga larga, (no use camisetas de tirantes durante las etapas). Una sudadera, una chaleco transpirable e impermeable como abrigo en verano, por si hace frío. Botas de senderismo con goretex que le queden grande en el pie ya usadas por usted y que le superen un poco los tobillos y que pesen poco. Y unas zapatillas deportivas para dar descanso a los pies y turistear por los pueblos donde se albergue. Un sombrero, un bañador y chanclas para ducharse, un pantalón de senderismo más otro recortable. Cuatro pares de calcetines con Coolmax o similares. Jabón mejor que champú y una toalla (el jabón de uso personal también sirve para lavar la ropa).

La cartilla del médico, la tarjeta bancaria y el DNI.

 

En invierno

Añada un polar y un parka transpirable e impermeable. Las etapas que diseñe tienen que estar en la línea de su condición física. Si ud ha diseñado etapas de más de 25 kms, va a necesitar una gran demanda de condición física cada día. Una media entre 22 - 25 kms ya es suficiente para aquellas personas con un condición física sin altas prestaciones.

 

 Las credenciales se obtienen en las Asociaciones del Camino de Santiago, y en iglesias de Santiago de las poblaciones y ciudades.                                

                                                                                             

                      Bernabé Ramírez, corredor de maratón y carreras de montaña

 

                                                                    

 Mi Camino de Santiago corriendo                                        

Fotos de cuando corrí el Camino de Santiago aragonés y el francés

desde el Valle de Chistau, Huesca.

Ritmo 4´05" km/h

El año 1.998, corrí desde el Valle de Chistau pasando por Aínsa y llegando a Torla en Valle de Ordesa, crucé el Puerto Cotefablo y bajé por el Valle de Tena, y por el cruce de Sabiñánigo hasta Jaca. 

En Jaca usé el tren y el autobús para llegar a Olorón Sainte Marie y desde allí subí el Somport y Candanchú, bajé por el Valle del Aragón pasando por Canfranc y Villanúa hasta llegar a Jaca de nuevo. En los días que siguieron pasé por Puente La Reina de Jaca y fui a Berdún (a dormir y a comer en la pensión restaurante de mi buen amigo Emilio).

Así fueron los primeros días de mi largo Camino hasta Fisterra, días de verano y mucho calor.

Al año siguiente hice el mismo trayecto, desde el Valle de Chistau por el Aragonés desde Olorón Sainte Marie y el Francés desde Saint Jean Pied de Port hasta Fisterra y Muxía en los días del más crudo y lluvioso invierno, con los mismos materiales del verano anterior a excepción de un jerséis de lana, lloviendo mares y nevando en las zonas más altas del Camino de Santiago con solo dos pares de zapatillas para correr.

Desde el Valle de Chistau por Aínsa a través de Ordesa, el puerto Cotefablo y el Valle de Tena hasta Jaca, el Camino Aragonés desde Olorón Sainte Marie y el Camino Francés desde Saint Jean Pied de Port por Roncesvalles hasta Santiago de Compostela, una etapa hasta Fisterra y otra hasta Muxía.

 Foto de Agosto 1998 en O Cebreiro nada más subir corriendo a 4´05" min/km por la empinada carretera. Mi mochililla detrás. A mí no me llevaba nadie mi equipaje.